Mujer

Enfermedades de la mujer

imprimir

Cáncer de vulva

La vulva es la porción externa de los genitales femeninos, incluyendo labios mayores y menores, clítoris, y vestíbulo o entrada de la vagina. Causa el 0,6%-1% de los cánceres de las mujeres, y el 3-5% de los cánceres de tracto genital femenino. La localización más frecuente es en los labios mayores o menores y el tipo más frecuente es el producido en las células escamosas1 de la piel de esta zona, seguido del melanoma.

Los cánceres de células escamosas son de evolución lenta y generalmente se desarrollan en áreas "precancerosas" denominadas VIN (neoplasia intraepitelial vulvar).

Los factores de riesgo del cáncer vulvar son:

  • La edad: ¾ de las mujeres que lo desarrollan son menopáusicas.

  • Infección por virus del papiloma humano de riesgo elevado.

  • Inflamación crónica.

  • Infección por VIH.

  • Múltiples parejas sexuales y enfermedades de transmisión sexual.

  • Fumadoras.

  • Otros cánceres ginecológicos.

  • VIN previo.

Los síntomas son picor vulvar, tumoración en la vulva, dolor, úlcera, sangrado, dolor en la micción o flujo anormal.

El diagnóstico del cáncer vulvar se hace por exploración física por parte del médico especialista y realizando una biopsia de las zonas sospechosas. En caso de confirmación se realiza un estudio para ver si hay extensión de la enfermedad, que puede realizarse por vía linfática.

Se realiza una clasificación por estadios según su extensión, que siguen una escala del 0-IV:

  • Estadio 0 - neoplasia intraepitelial vulvar

  • Estadio I - el cáncer se limita a la vulva y al periné, y mide < 2 cm

  • Estadio II - el cáncer se limita a la vulva y al periné, pero el tumor es > 2 cm

  • Estadio III - cáncer extendido a la vagina, a la uretra, al ano, y/o a los ganglios linfáticos de la ingle

  • Estadio IV - cáncer extendido a la vejiga, al intestino, al hueso pélvico, a los ganglios linfáticos pélvicos, y/o a otras partes del cuerpo

El tratamiento a realizar dependerá del estadiaje y puede combinar cirugía, radioterapia y quimioterapia. La cirugía será más o menos amplia según el estadiaje pudiendo ser desde una escisión amplia de la lesión a una vulvectomía radical (exéresis de toda la vulva) o bien añadir la extirpación de los órganos pélvicos en los casos más avanzados.

Subir

Dra. Inés Bombí
Especialista en Ginecología y Obstetricia
Médico consultor de Advance Medical