Mujer

El parto

imprimir

Cursos de preparación al parto

Salud Mujer. El parto. Información básica. Cursos de preparación al parto

Los cursos de preparación al parto empiezan a aparecer en Inglaterra sobre el año 1900. Su divulgación aumentó mucho en los años 70 y 80 y hoy en día son una pieza clave en el transcurso de la gestación.


Su objetivo básico es la preparación de la pareja para el embarazo, el parto y el postparto, proporcionando a la madre la capacidad física y mental para la llegada de su hijo. La información permite a la mujer vivir su embarazo más intensamente, haciéndola más responsable y partícipe de los acontecimientos ya que le permite tomar decisiones fundamentadas sobre temas clave. La mayoría de centros empiezan estos cursos sobre el sexto mes de embarazo, aunque en algunos sitios se están empezando a realizar desde el principio de la gestación. Los cursos suelen dividirse en clases teóricas y clases prácticas.


En las clases teóricas son charlas informativas en las que se explican conocimientos sobre cuidados y hábitos durante el embarazo. Se enseña a identificar y diferenciar los signos y síntomas normales de la gestación de los que no lo son y se ayuda a hacer una correcta identificación del inicio de parto. Las charlas podrían dividirse en tres grandes temas, el embarazo, el parto y el postparto.

Salud Mujer. El parto. Información básica. Cursos de preparación al parto

En las clases sobre el embarazo generalmente se incluyen charlas sobre anatomía y fisiología de la mujer para entender mejor los cambios que ocurren durante la gestación, parto y post-parto y fundamentar los hábitos y cuidados que deben seguirse durante el embarazo tanto para mejorar la salud de la madre como para un mejor desarrollo del feto. Se explican los signos de alerta durante la gestación y el momento en que debe acudirse al hospital, se ayuda a identificar la rotura de aguas y las contracciones, para evitar incómodos viajes al hospital que no sean necesarios.


En las clases sobre el parto se explica el proceso del parto para que la mujer pueda tomar decisiones con la información a la que ha accedido. Se informa sobre el trabajo de parto, como deben ser las contracciones de parto, sobre la dilatación del cuello de la matriz, la rotura de aguas, y la expulsión del feto. Así mismo se explican las técnicas analgésicas ofrecidas como la epidural, sus ventajas y desventajas y la técnica y el momento adecuado para su administración. Se introduce a las técnicas de relajación y respiración que facilitan el proceso de parto y ayudan al control del dolor y que se realizarán en las clases prácticas.


Finalmente se explican los cuidados de la mujer en el postparto y la reanudación de la vida normal, como debe cuidar la herida de la episiotomía o de la cesárea en caso de haber sido necesarias y como deben ser las pérdidas de sangre postparto. Se explica también los cambios emocionales y el soporte familiar necesario, así como la reanudación de las relaciones sexuales después de la cuarentena y los métodos anticonceptivos más adecuados. La rehabilitación del suelo pélvico requiere también especial atención y la explicación de los ejercicios de Kegel  para evitar pérdidas de orina. El cuidado del bebé, su higiene, la adecuación de la habitación y de la ropa a utilizar, el baño, y la cura del cordón umbilical son algunos de los temas que más angustian a algunas embarazadas por lo que son ampliamente explicados. La lactancia tanto materna como artificial es una de las charlas más importantes y que más dudas resuelve.


En las clases prácticas se realizan ejercicios para mejorar la forma física de la embarazada y aumentar su elasticidad. Se aprenden técnicas de relajación y  a respirar correctamente durante las contracciones para disminuir la sensación de dolor. Se realizan ejercicios activadores de la circulación para mejorar la retención de líquidos, estiramientos lumbares para prevenir contracturas y dolores de espalda y ejercicios para flexibilizar la pelvis y facilitar el paso del bebé.


Existen varias metodologías en los cursos preparto y una de las más utilizadas es la de Lamaze. Esta técnica fue descrita por el Dr. Lamaze a mediados del siglo XX después de estudiar los trabajos sobre el condicionamiento del psicólogo ruso Pavlov. Con el objetivo de que las mujeres reaccionaran a las contracciones de forma condicionada, en otras palabras, automáticamente, ideó una cantidad de ejercicios diseñados para minimizar la ansiedad y reducir el dolor. Las clases se centran en las técnicas de relajación para condicionar una respuesta constructiva al dolor de parto, como por ejemplo con patrones de respiración controlada.  Los cursos de Lamaze no plantean una postura ni a favor ni en contra del uso de medicamentos o intervenciones médicas durante el trabajo de parto.


Otra de las técnicas utilizadas es el método Bradley que se centra en un enfoque natural del parto, implicando al padre del bebé como asistente al parto para evitar la administración de medicamentos. Se hace especial hincapié en una buena nutrición y ejercicio durante el embarazo, en las técnicas de relajación para poder llevar mejor el dolor de parto. Intenta capacitar a los padres para poder ser participantes activos en el parto. Se hace además especial hincapié en la iniciación de la lactancia materna inmediatamente postparto y en el contacto de los padres con el bebé.


Boletín de noticias Canal Salud

Existen actualmente también cursos postparto para una buena recuperación física y psíquica de la mujer.  En ellos se realizan ejercicios para rehabilitar la musculatura perineal para recuperar bien su tonicidad, y se enseña a realizar ejercicios abdominales hipopresivos para una recuperación de la musculatura abdominal sin dañar el suelo pélvico.


En los cursos postparto una parte esencial es la ayuda a los nuevos padres a crear el vínculo afectivo con el bebé y a afrontar dificultades que puedan surgir. Se hacen también masajes al bebé y se enseñan técnicas de comunicación entre los padres y el hijo. Se suelen responder dudas sobre la lactancia, sobre cuidados del bebé y el hecho de poder compartir la experiencia de la reciente maternidad con más madres ayuda en el aspecto psicológico. 
 


Subir

Dra. Inés Bombí
Especialista en Ginecología y Obstetricia
Médico consultor de Advance Medical