Skip to Content

Revisiones necesarias que deben pasar tus vehículos de empresa

mantenimiento coches empresa

Mantener los vehículos siempre a punto con las reparaciones, revisiones y mantenimientos necesarios para su buen funcionamiento, son factores que no podemos descuidar para asegurar la eficiencia de nuestra empresa y la seguridad de nuestros trabajadores. Entre las revisiones necesarias que deben pasar tus vehículos de empresa no hay que olvidar la primera de obligado cumplimiento: pasar la ITV.

En mayor medida, los vehículos de empresa deben llevar al día la Inspección Técnica de Vehículos. Además, dependiendo del tipo de flota de vehículos con la que cuentes, la periodicidad de estas inspecciones aumentará de frecuencia. Por ejemplo, los vehículos dedicados al transporte de mercancías de menos de 3,5 toneladas a partir de los 10 años, deberán tener inspecciones semestrales, mientras que los vehículos especiales destinados a obras y servicios y maquinaria autopropulsada solo requerirán una revisión anual. Consulta bien la tabla de inspecciones que obliga la ITV y anótala como la primera de las revisiones necesarias que deben pasar tus vehículos de empresa. Te presentamos otras revisiones que debes considerar para sacarle el máximo rendimiento a los vehículos de tu negocio:

  • Presta atención al estado de la carrocería: observa el estado general y repara posibles abolladuras, golpes de lunas y espejos, y observa el estado de los limpiaparabrisas. 
  • Los neumáticos son muy importantes, así que observa bien su estado en lo relativo a la apariencia externa, a la presión de inflado y a la profundidad del dibujo. 
  • Consulta semanalmente los niveles de aceite, líquido refrigerante y líquido lavaparabrisas. 
  • Presta atención a la disposición de los objetos en los compartimentos cerrados y mantelo siempre limpio.

Para conseguir que las revisiones necesarias que deben pasar tus vehículos de empresa se hagan efectivas y se realicen de manera semanal por parte de tus trabajadores, debes marcar un protocolo en el que, por ejemplo, les hagas partícipes de los riesgos que conlleva la falta de mantenimiento de los vehículos. También considera que tus trabajadores se sentirán mucho más seguros y productivos en su trabajo, y tu negocio estará mucho más respaldado, si contratas un seguro de automóvil de confianza con coberturas específicas para vehículos de empresa en caso de avería.

Back to top