Skip to Content

El carsharing, una buena opción para los jóvenes

grupo de jóvenes en un coche
En la actualidad, los transportes públicos y los vehículos personales han perdido la hegemonía respecto al modo de desplazarse por el entorno urbano o a otras ciudades. Hoy en día existen nuevas opciones de movilidad que se han extendido rápidamente gracias a sus múltiples beneficios y a su conexión con las aplicaciones móviles. Un claro ejemplo de ello es el carsharing o coche compartido que, no solo se utiliza para realizar trayectos entre distintas poblaciones, sino que es el referente para ir al trabajo o moverse por ciudad de muchas personas. 
 
No se puede negar que la mentalidad respecto a los vehículos ha cambiado y una de las conclusiones más interesantes hace referencia a que los jóvenes ya no desean tener un coche en propiedad ni valoran como antes este bien. Entre los principales motivos se encuentra la incertidumbre económica a la que se enfrentan quienes tienen entre 18 y 35 años aproximadamente. Por ello, en lugar de comprar un coche para uso propio, la tendencia que impera en los últimos tiempos es adquirirlo pensando en compartirlo con otros usuarios.
 
Sin duda, es lo que mejor encaja con los valores de libertad e inmediatez que guían los actos de la generación millennial, ya que a través del carsharing se puede disfrutar del vehículo justo cuando sea necesario, pudiendo dividir los gastos de combustible y otras partidas entre varias personas. 
 

Ventas de vehículos de ocasión (VO) entre los jóvenes 

Como consecuencia de lo que hemos comentado, se ha registrado un aumento en las ventas de coches que se utilizan bajo la fórmula del carsharing entre los jóvenes. De hecho, el éxito de los coches de ocasión, en la actualidad, se debe en parte a ello, sobre todo en las grandes ciudades donde el colectivo de menor edad opta por modelos seminuevos con menos de 3 años de antigüedad a precios muy competitivos. 
 
Este tipo de vehículos representan el 28% de las ventas debido a que se trata de una alternativa realmente interesante a los vehículos nuevos. Aunque sean modelos de segunda mano, la calidad sigue estando presente, con la clara ventaja de ofrecerse a un precio más bajo. Además, el hecho de que los jóvenes opten por compartir coche no significa que renuncien a vehículos con las prestaciones más completas, donde los elementos de seguridad activa y pasiva, los niveles de contaminación ajustados a la norma y la conectividad son los puntos más importantes. 
 

¿Cómo es el perfil de quienes se mueven en coches compartidos? 

Según un estudio elaborado por ALD Automotive, el 25% de la población ya utiliza el carsharing para desplazarse y las mujeres menores de 35 años son el colectivo que más apuesta por esta alternativa. Los datos reflejan que casi un tercio de las usuarias ya se han movido compartiendo coche alguna vez, pero en el lado opuesto se revela que tan solo uno de cada 5 hombres ha hecho lo mismo. Las conclusiones respecto a la edad reflejan claramente que el coche compartido es algo de los más jóvenes, ya que 4 de cada 10 usuarios de carsharing tienen menos de 35 años. 
 
Entre las principales motivaciones que llevan a moverse de esta manera se encuentran el ahorro, la sostenibilidad y la comodidad en comparación con otros medios de transporte. A esto hay que sumar también la facilidad de la gestión a través de las aplicaciones móviles, algo que ha permitido que se popularice aún más esta opción. 
Back to top