Skip to Content

¿Cómo deben proceder los familiares cuando se produzca el deceso?

La muerte de un familiar o de una persona querida puede suponer un fuerte impacto emocional para aquellos que tuvieron una relación directa con el fallecido. Sin embargo, es importante saber qué hacer en estos casos ya que cualquier trámite que no se lleve a cabo no quedará justificado ante las distintas entidades por la tristeza de las personas responsables. Por este motivo, detallamos cómo deben proceder los familiares cuando se produzca el deceso. 

El primer documento que tenemos que solicitar es el certificado de defunción, expeditado por el médico que certifica la muerte, para poder registrar la misma en el Registro Civil. Aquí quedará constancia de la fecha, la hora y el lugar en el que ha tenido lugar. Es un paso obligatorio para obtener la licencia para enterrar a nuestro ser querido, proceso que debe tener lugar 24 horas desde el momento de la muerte y en un máximo de 48 horas.

En el momento en que debas organizar un entierro, ¿cómo deben proceder los familiares cuando se produce el deceso? Si la persona afectada contaba con un seguro de decesos, debes localizar el contrato y el número de póliza para tener en cuenta a qué garantías puedes acceder. Según la compañía y el producto contratado puedes organizar un entierro adaptado a los deseos del difunto, solicitar el servicio de tanatorio y acceder a la incineración a inhumación en nicho o sepultura, así como a la lápida. 

Además, una vez transcurrido el periodo establecido por las compañías, y en caso de que el fallecido cuente con un seguro de vida, es imprescindible que los beneficiarios se pongan en contacto con la aseguradora con los datos de la póliza para poder acceder al capital garantizado contratado por el tomador del seguro. 

En lo que respecta al testamento, ¿cómo deben proceder los familiares cuando se produce el deceso? Deben solicitar el documento denominado “certificado de actos de última voluntad” para saber si existe un testamento y saber qué notario es el responsable de informarnos del contenido del mismo. Para solicitarlo, es imprescindible presentar el certificado de defunción. En caso de no existir un testamento, la herencia quedará repartida según lo establecido en la ley.

Back to top