Skip to Content

Etapas del duelo

etapas duelo

Aunque las circunstancias de una pérdida pueden ser muchas y muy variadas, los expertos en psicología coinciden en señalar que toda persona pasa por las cinco etapas del duelo, comúnmente aceptadas por la comunidad psiquiátrica desde que la psiquiatra suizo-estadounidense Elisabeth Kübler-Ross las diera a conocer.

Estas cinco etapas del duelo, describen como las personas afrontan situaciones catastróficas y especialmente graves como la pérdida de un ser querido o el diagnóstico de una enfermedad  grave, generalmente con una tasa de mortalidad muy alta. También suelen ser comunes en duelos ante pérdida de un trabajo o un problema económico.

Por uno u otro motivo, en más o menos tiempo, con más o menos sufrimiento; la persona que enfrenta un duelo pasa por: 

  1. Negación.
    La más básica de las respuestas naturales del ser humano ante una dolorosa realidad: negarla, las personas no pueden asumir la realidad, necesitan tiempo y la negación es el primer mecanismo para ganarlo. La realidad se enmascara y se niega.

  2. Negociación.
    Es probable la más íntima y personal de todas las etapas del duelo, pocas personas confiesan pasar por esta etapa, pero inevitablemente de una forma u otra, la persona intenta negociar con la realidad… puede ser en forma de dios o de fuerza de la naturaleza… la persona de duelo intenta negociar un cambio de la realidad, una tregua para poder asumir la pérdida irremediable.

  3. Depresión.
    No es posible evitar que finalmente la persona que sufre un duelo pase por una depresión, sin embargo, si es posible que está sea lo más ligera y rápida posible. Acortándola en el tiempo y paliando sus efectos. Sin embargo, de una u otra forma la aceptación de la realidad supondrá para la persona un padecimiento y un episodio de depresión.

  4. Ira.
    Los expertos consideran que el sentimiento de ira es definitivo y el único efecto vo para sacar a una persona del estadio anterior de depresión. El sentimiento de ira es una respuesta natural y violenta a la realidad ya asumida, el ser humano busca causas razonables y no las encuentra, la ir le invade como forma de desquitarse de ese terrible sufrimiento.

  5. Aceptación.
    El final de todo duelo y el inicio de un nuevo estado de ánimo en clama y equilibrio, viene marcado por la etapa de aceptación definitiva. La persona es capaz de incorporar la fatal realidad a su vida y alcanza una etapa de paz finalmente.

Aunque estas cinco etapas de del duelo, son comunes a todas las personas, los expertos advierten que no todos los casos son iguales y que en casi todos los casos para mejorar el duelo y minimizar el sufrimiento resulta indispensable contar con apoyo y ayuda profesional. 

Ante la muerte de un ser querido, por ejemplo, el apoyo psicológico que suele estar incluido en las pólizas de los seguros de decesos más completos y seguros del mercado, es una cobertura indispensable para que el círculo más íntimo del fallecido, el titular del seguro, logre pasar estas cinco etapas del duelo en el menor tiempo, con las menores consecuencias y la máxima tranquilidad posible.

Back to top