Skip to Content

El agua, principal causa de los partes en el seguro de hogar

siniestros por agua seguros

Uno de los accidentes más habituales en los hogares es dejarse un grifo abierto o que éste presente fugas y se averíe. Debemos tener en cuenta que el agua, principal causa de los partes en el seguro de hogar, no es una cobertura que todas las compañías contemplan. Evita imprevistos y sorpresas innecesarias con una póliza que te ampare y proteja ante estos, por desgracia, tan comunes accidentes. 

Por eso, es muy importante contar con un seguro del hogar que nos cubra ante posibles daños por agua, rotura de cristales o aparatos sanitarios, así como  por la reparación y localización de la avería por fugas. Pero una vez reparada la avería, nos podemos encontrar que nuestra cocina, baño o lugar de la avería, ha sufrido un importante deterioro estético de pintura u otro material. Algunas compañías tienen una opción muy interesante para estos supuestos con las coberturas de daños estéticos, que incluyen gastos de reparación y reposición estética de los bienes asegurados, con los que tu vivienda volverá a relucir como nueva tras un accidente por agua. 

Pero no sólo “los descuidos” y las fugas inesperadas son las principales causas de éste tipo de averías; las filtraciones por lluvias, humedades y tuberías en mal estado son otros de los problemas más habituales en la vivienda. El agua, principal causa de los partes en el seguro de hogar también puede ser causa de accidentes domésticos a raíz de estas roturas: de un resbalón a una caída más dolorosa, un daño en nuestro hogar puede provocar más imprevistos de lo esperado. Para estar totalmente protegidos los seguros del Hogar a Todo Riesgo son una opción más que interesante, ya que nos ofrecen asistencia sanitaria por accidentes domésticos y nos protegen ante cualquier hecho fortuito que produzca daños en los bienes asegurados.   

Además, en el agua, principal causa de los partes en el seguro de hogar también puede provocarnos bastantes inconvenientes en nuestro bolsillo si, por ejemplo, acabamos de realizar la compra del mes y una fuga o rotura ha echado por la borda nuestra compra de alimentos. Un seguro del Hogar Total también contempla estos supuestos reparando los daños en las instalaciones y los aparatos eléctricos, así como la pérdida de alimentos refrigerados. 

Back to top