Skip to Content

Ayudas a madres solteras para alquilar un piso

mujer sentada en el suelo de una cocina con un niño y un gato cogidos
Existen muchos tipos de familias y cada una, en función de sus características y recursos, tiene acceso a una serie de subvenciones. El modelo monoparental es uno de los que tiene unas necesidades más diferentes y por ello existen, por ejemplo, las ayudas para madres solteras para alquilar un piso de forma específica. 
 
En la actualidad, esta clase de familia está al alza, donde las mujeres suelen ser las grandes protagonistas porque deciden tener un hijo de forma independiente. Según un informe de la Fundación Adecco, las familias monoparentales han experimentado un aumento del 78% en los últimos años y, además, en 9 de cada 10, el único progenitor es una mujer. En estos casos, el principal problema con el que se encuentran las madres son los reducidos ingresos, así como la imposibilidad de acogerse a una jornada reducida para que su nivel económico no se vea mermado. 
 
Por norma general, las ayudas para madres solteras para alquilar un piso se regulan a nivel autonómico. Así, es recomendable acudir al organismo que gestiona el tema de la vivienda en cada región para informarse sobre cuáles son los requisitos y en qué condiciones se ofrece la subvención. Un ejemplo es el de la Comunidad de Madrid, donde se contemplan ayudas para arrendar una casa de hasta el 40% de la renta anual, con un máximo de 3.200 euros. 
 

Otras ayudas para que las madres solteras puedan alquilar una casa 

El Plan Estatal de Vivienda para el periodo 2018 – 2021 está enfocado a facilitar tanto el alquiler como la compra de viviendas. Aunque no se trata de ayudas específicas para madres solteras que desean alquilar un piso, este colectivo también puede acceder a estas subvenciones si cumple los requisitos establecidos: 
 
  • Ayuda al alquiler para menores de 35 años
Las mujeres con hijos que tengan entre 18 y 35 años pueden solicitar esta prestación que cubre hasta el 50% del alquiler de una vivienda. Para ello, es preciso que los ingresos sean inferiores a 3 veces el Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (IPREM), así como acreditar que no se posee otro inmueble. 
 
  • Ayuda al alquiler para mujeres entre 35 y 65 años
En el caso de que la familia monoparental tenga dificultades económicas y la madre se encuentre en este rango de edad, esta ayuda alcanza hasta el 40% de la renta del alquiler. En el supuesto de que exista algún miembro con discapacidad, el requisito que marca el límite de ingresos se reduce. 
 
Estas ayudas se fijan para arrendamientos inferiores a 600 euros, aunque en aquellas ciudades donde el alquiler sea excesivamente alto y el piso alcance el precio de 900 euros, se mantiene la subvención del 40% o 50%, según se trate, para los primeros 600 euros y para los 300 euros que restan se aplica una reducción del 30%. 
 
Además, este plan también incluye un punto especial para aquellas personas que han sufrido algún desahucio. Si es así, el Estado asume el 80% del pago del alquiler y la comunidad autónoma correspondiente el 20% restante. Así, la familia monoparental afectada puede alquilar un piso cuya renta sea de hasta 400 euros mensuales durante un plazo de 3 años. 
 
Cada comunidad autónoma se encarga de gestionar este tipo de ayudas, por lo que el proceso y los plazos de solicitud varían de unas localidades a otras según lo que establezca cada normativa. 
Back to top