Skip to Content

Tips para elegir la puerta principal, seguridad y diseño

doble puerta de una vivienda
Debido a la gran variedad de modelos de puertas de exterior que encontramos en el mercado, escoger la más adecuada para nuestra casa no es una tarea sencilla. Aunque el aspecto decorativo constituya un factor decisivo para decantarse por una u otra, también es preciso prestar atención a la seguridad y el aislamiento que pueda procurar a la vivienda. Es cierto que la puerta de entrada es el foco de todas las miradas, pero para que realmente cumpla bien su función debe ser un fuerte que nos proteja. 
 

Consejos para elegir la puerta de casa según la seguridad 

  • A la hora de escoger la puerta principal, debemos tener en cuenta si nuestra vivienda se encuentra a pie de calle, si es un chalet o si es interior dentro de un bloque de pisos. En los dos primeros casos es recomendable que la puerta tenga un nivel de seguridad mayor. 
  • La hoja de la puerta está compuesta por dos partes (acabado interior y exterior) y debe estar fabricada con materiales resistentes. 
  • Todas las puertas principales deben ir reforzadas con un marco. 
  • Uno de los modelos de puertas más seguros son las denominadas acorazadas, cuyo elemento principal es el acero. A pesar de que su precio es elevado, el nivel de seguridad que ofrecen no tiene competencia. 
  • Las puertas blindadas también son una buena opción cuando buscamos proteger nuestra casa del exterior. Están fabricadas con chapa de acero y conviene elegir una que tenga bastante grosor. 
  • En caso de no disponer de suficiente presupuesto, se puede optar por puertas de PVC o metálicas que tienen un precio inferior. No obstante, si estos tipos son la decisión final, conviene reforzarlas con acero para incrementar el grado de seguridad. 
  • En cuanto al sistema de cierre, éste debe incluir una estructura que impida que se pueda abrir desde fuera utilizando una ganzúa o cualquier otra herramienta.  
 

Consejos para elegir la puerta de casa según el diseño 

  • Lo más habitual es que tanto el color como la estética de la puerta de entrada esté en consonancia con el estilo de la casa. 
  • Entre los colores más comunes de este tipo de puertas se encuentran el blanco o los tonos similares a la madera. 
  • El diseño se puede completar con diferentes ornamentos, tiradores o líneas que aportarán personalidad al acabado exterior. Es importante tener en cuenta que cuanto más complejo sea el diseño, más dificultades tendremos a la hora de limpiar. 
  • Aunque las puertas de madera sean una de las opciones preferidas, conviene elegir un tipo que sea lo suficientemente resistente, no sólo a los efectos del tiempo sino también como barrera hacia el espacio interior. 
  • Decantarse por un diseño con cristales no es aconsejable, dada la fragilidad de este material. 
En definitiva se trata de elegir una puerta para la casa que aúne elementos de seguridad y diseño, a ser posible los primeros en mayor medida que los segundos. Es importante que el material sea resistente, hermético y cuente con un cierre seguro. Además para estar tranquilo en tu vivienda, se hace necesario contar con un seguro de hogar con las mejores garantías y coberturas.
Back to top