Skip to Content

Los cambios que provoca la digitalización en el PIB

hombre trabajando con un portátil con iconos de tecnología al lado
Nadie puede negar que la digitalización está transformando todo lo que nos rodea, desde la forma de relacionarnos hasta la manera de trabajar, hacer negocios, comprar, viajar, etc. Aunque podamos creer que la digitalización es tener una Tablet, utilizar una app para realizar cualquier gestión o recurrir a la domótica para tener un hogar más eficiente y protegido, en realidad va mucho más allá. 
 
Este concepto abarca la aplicación de una compleja tecnología e innovadoras técnicas en todos los niveles, no sólo el que nos concierne de forma más directa. Así, para que la digitalización sea algo realmente beneficioso para todos, es necesario que tanto las empresas como los organismos públicos se comprometan a darle un impulso. 
 
Dentro del listado de países que se encuentran ya en pleno auge de la evolución tecnológica, España ocupa un puesto bastante alejado de la primera posición. Según un estudio realizado por Accenture y Mobile World Capital Barcelona, la aceleración del proceso de digitalización supondría para España una gran oportunidad económica, ya que el PIB aumentaría en un 3,6% más de lo que hay previsto para el año 2021. Este porcentaje se traduce en 1.176 billones de euros en lugar de los 1.136 que se esperan. 
 
Este informe refleja que en el caso de ponerse en marcha las acciones precisas para estimular el proceso de digitalización, la economía digital abarcaría casi el 23% del PIB en 2021, algo que reduciría la diferencia con otros países de nuestro entorno que lideran la era digital. En la actualidad, el sector digital abarca el 19,7% del PIB, por detrás de Estados Unidos, Reino Unido, Austria, Francia, Alemania, Holanda o Brasil. 
 

Requisitos para que el PIB crezca gracias a la digitalización

Aunque en España se van adoptando los avances tecnológicos de forma progresiva, aún existen algunas carencias en cuanto a la visión tecnológica y la adopción de estrategias claramente enfocadas hacia la digitalización. Conociendo los beneficios económicos que esta disciplina puede aportar a la economía, es necesario incrementar los esfuerzos para que la transformación digital real llegue cuanto antes. 
 
Algunos de los principales problemas que llevan a que la digitalización esté estancada en España son la falta de habilidades a nivel general en el entorno digital, así como los bajos sueldos que perciben los profesionales de las tecnologías de la información y comunicación. 
 
Para revertir la situación, algunas de las soluciones que ofrecen en el estudio que hemos comentado pasan por crear talento digital desde la formación universitaria, ofrecer formación específica a las personas que ya se encuentran trabajando o desarrollar nuevas formas de trabajo que incluyan la digitalización en los diferentes procesos, entre otras. 
Como conclusión, se trata trabajar desde todos los ámbitos para mejorar tanto las tecnologías como los recursos humanos, y poder así potenciar la digitalización que eleve el PIB en España. 
 

¿Qué es el PIB? 

PIB son las siglas de Producto Interior Bruto y hace referencia a todos los bienes y servicios que produce un país durante un año. Como unidad de medida, el PIB puede ser un indicador aproximado de la riqueza de un país, pero únicamente toma en cuenta la actividad económica. 
 
Sin embargo, otros factores, como por ejemplo la calidad de vida de los habitantes o el impacto al medio ambiente que provocan las diferentes industrias, no son tenidos en cuenta por el PIB. 
Back to top