Skip to Content

Cómo actuar en caso de tormenta

moto circulando por una carretera con tormenta

Si tu medio de transporte habitual es la moto, es recomendable mirar la previsión meteorológica a diario para saber si se puede circular sin correr ningún peligro añadido o si en cambio se prevén lluvias o tormentas que incrementen las posibilidades de sufrir una caída.

La mejor forma de actuar en caso de tormenta consiste en evitarla por completo, es decir, pararnos en un lugar seguro apartado del tráfico y esperar a que pase. De esta forma evitaremos enfrentarnos a los obstáculos del agua, así como ser alcanzados por un rayo. Es importante seguir este consejo sobre todo cuando se trata de una tormenta eléctrica.

Además, si vas circulando con tu moto y de repente se forma una tormenta, también es importante tener en cuenta las siguientes recomendaciones: 

  • Si estás atravesando un río o cualquier otra zona húmeda, procura retirarte lo más lejos posible.
  • En el caso de que la tormenta se produzca mientras te encuentras en una carretera, detén la marcha y busca un lugar bajo para refugiarte. Procura que no haya cerca ningún árbol, alambrada, poste de luz o cualquier otro elemento metálico o eléctrico.
  • Cuando no haya ningún establecimiento o edificio cerca, la mejor postura para protegerse de la tormenta es agacharse colocando los brazos alrededor de las rodillas y la cabeza entre los mismos. También es fundamental que los pies solo toquen el suelo con las puntas.
  • Intenta mantener la calma y no optes por acelerar lo máximo posible para llegar a un sitio resguardado, ya que esto puede suponer un grave peligro.
  • Espera como mínimo media hora desde que escuches el último trueno para volver a conducir, ya que en ese intervalo de tiempo puede que aún se produzca algún rayo o se vuelva a reactivar la tormenta. 

¿Cómo actuar en caso de tormenta con fuerte lluvia? 

Excepto cuando se produce una tormenta eléctrica, este fenómeno suele ir acompañado de abundantes lluvias. Dado que la carretera se convierte en una zona muy resbaladiza, además de recordar los consejos anteriores, también es aconsejable aplicar otros en el caso de que decidamos seguir circulando: 

  • Reduce la velocidad y adopta un estilo de conducción suave, gracias al cual puedas anticiparte a las situaciones de riesgo que encontrarás en la vía. Esto implica acelerar y reducir la velocidad lentamente, utilizando sobre todo el freno trasero para mantener la estabilidad de la moto.
  • Incrementa la distancia de seguridad en el caso de que conduzca otro vehículo delante. Es obvio que bajo estas condiciones, la distancia de frenado se incrementa.
  • Procura no pisar las líneas delimitadoras de la carretera, las alcantarillas o cualquier otro elemento metálico que se encuentre en el suelo, ya que cuando el asfalto está mojado son los causantes de muchos deslizamientos.
  • Extrema las precauciones para que el resto de conductores puedan verte y al mismo tiempo también para poder ver todo lo que ocurre a tu alrededor. Esta recomendación es de suma importancia sobre todo cuando vamos a realizar un adelantamiento o girar hacia alguno de los lados.
  • Mucho cuidado con el aquaplaning que no sólo afecta a los coches, sino también y en mayor medida a las motos.
  • En el caso de que los neumáticos de la motocicleta no estén en buenas condiciones, lo más sensato es detenerse porque el reducido dibujo no tendrá la capacidad de expulsar el agua de la vía para poder avanzar, con el consiguiente riesgo que ello supone.

Recuerda que el mejor consejo para saber cómo actuar en caso de tormenta es aplicar el sentido común para no poner en peligro nuestra integridad. Además, siempre es importante contar con el respaldo de un seguro de moto que incluya las coberturas más completas para estar protegido frente a cualquier contratiempo.

Back to top