Skip to Content

¿Cuál es la mejor moto para circular por ciudad?

Es muy importante, a la hora de escoger una moto, el uso que se le vaya a dar y no guiarnos simplemente por la estética, ya que, incluso, en función de una adecuada elección, las coberturas de la póliza de seguro pueden resultar más amplias y económicas. Por eso es importante saber elegir cuál es la mejor moto para circular por ciudad.

Teniendo claro que el uso de la moto va a ser predominantemente urbano, es hora de plantearse una serie de cuestiones que harán que nos decantemos por un tipo u otro. La primera cuestión es si su uso va a ser diario, para ir a trabajar o estudiar; o, si, por el contrario, va a ser sólo un elemento de uso esporádico, para ocasiones especiales, como fines de semana o vacaciones.

Es también importante tener en cuenta la consideración, a la hora de decidir cuál es la mejor moto para circular por ciudad, de si vamos a viajar solos o deseamos tener la opción de llevar un acompañante que disfrute de una mínima comodidad.

Tampoco hay que olvidar fijarnos en nuestras habilidades a la hora de conducir, ya que el diseño de cada moto, al margen de la estética y funcionalidades, también es capaz de facilitar su manejo. Por ejemplo, a personas con menos habilidades, escasa estatura, o poca experiencia en la conducción.

Hechas estas consideraciones, llega el momento de decidir cuál es la mejor moto para circular por ciudad. Básicamente, nos encontramos dos modelos especialmente adaptados para el uso urbano: los scooters y las motos urbanas.

Los scooters cuentan, entre sus características principales, con cambio automático y unas ruedas bastante pequeñas, lo cual los hace más accesibles y manejables, gracias a su bajo centro de gravedad. Suelen tener buena capacidad de carga bajo el asiento y su carenado permite recoger muy bien el cuerpo para protegerlo de las inclemencias meteorológicas.

Los scooters están, además, especialmente diseñadas para funcionar de forma muy suave y progresiva, lo que facilita su conducción, incluso, a bajas velocidades.

Por su parte, las motos urbanas cuentan con caja de cambios secuencial y, gracias a disponer de motores que pueden llegar a los 250cc, obtienen unas buenas prestaciones de aceleración y velocidad.

El carenado de las motos urbanas no es tan protector como el de los scooters, pero su diseño más elevado, gracias a sus ruedas de mayor tamaño, facilita la estabilidad, tanto a velocidades elevadas como sobre pavimentos en malas condiciones.

Hay que destacar que ambas motos tienen en común su bajo coste, tanto de mantenimiento como de carburante y que, en un momento dado, permiten realizar viajes interurbanos. Además, el seguro que contratemos no supondrá un desembolso exagerado para nuestros bolsillos. En España está claro, los scooters son las motos urbanas más vendidas, ya que sus características las hacen proclamarse como las motos urbanas por excelencia.

Back to top