Skip to Content

¿El seguro de hogar cubre a mis mascotas?

Cachorro de Boston Terrier con puerta rota
Para los amantes de los animales, no hay mejor sensación que la de ver a sus mascotas felices y disfrutando de la vida. Se las llevan de viaje y las miman como a reyes. Hay gatos y perros que son los verdaderos dueños de las casas en las que habitan. 
 
Y es que, cuando las cosas se complican un poco, no hay sensación más reconfortante que la de tenerlos al lado, sin hacer preguntas y entregándote todo el cariño incondicional del que son capaces. Escuchar los ronroneos de un gato o el jadeo satisfecho de un perro han sido demostrados como verdaderos remedios en contra del estrés y la depresión.
 
Por supuesto, las mascotas pueden ser causantes de problemas considerables en casa. Ya sea un gato afilándose las uñas en tus nuevos sofás de cuero o un perro mordiendo todo lo que no debe morder, lo cierto es que los animales a menudo protagonizan episodios en los que no despiertan tanta ternura, a menos que sea en un vídeo compartido en una red social.
 

¿Seguro de Mascotas o Seguro de Hogar?

El seguro de hogar suele cubrir la responsabilidad civil de tener una mascota. Esto es, los daños que puedan ocasionar en nuestro mobiliario y los daños a terceros que puedan generar, ya sea metiéndose en una pelea o causando desperfectos a los bienes de los demás.
 
Sin embargo, muchas veces las coberturas son insuficientes para los amantes de los animales. Por ello, se han diseñado seguros específicos para mascotas, con coberturas mucho más especializadas y que proporcionan paz mental para los dueños.
 
Así, con el Seguro de Mascotas MAPFRE, tendréis acceso a: 
  • Asistencia veterinaria en caso de accidente o enfermedad. Incluye consultas, pruebas diagnósticas, análisis e intervenciones quirúrgicas. Además, puedes seguir acudiendo a tu clínica favorita o elegir entre los centros concertados que tiene MAPFRE a lo largo de la Península, perfecto para los viajes que hagáis juntos.
  • Cobertura de pérdida o robo. Las pólizas de MAPFRE asumen que los animales pueden extraviarse o ser robados si son de alguna raza particularmente deseada.
  • Sacrificio. Ningún dueño quiere despedirse de su peludo compañero, pero lo más común es que los humanos seamos más longevos que los perros o gatos. Cuando están enfermos o malheridos, un sacrificio indoloro es la opción más humana.
  • Responsabilidad civil: por supuesto, el Seguro de Mascotas cubre las indemnizaciones que podrías tener que pagar por los daños que ocasione nuestra mascota frente a terceros.
  • Asistencia jurídica: cubre los gastos por denuncias y juicios a los que nos tengamos que enfrentar por las acciones de nuestro perro.
  • Consultoría 24 horas: Uno de los servicios más atractivos de esta póliza es que tienes a tu disposición al equipo de expertos de MAPFRE que te resolverán cualquier duda relacionada con tu animal, ya sea de salud, alimentación o legal.
 
Recuerda, además, que si tu perro entra en la categorización de “potencialmente peligrosos” es obligatorio contratar un seguro de responsabilidad civil. Estos seguros son también obligatorios en algunas Comunidades Autónomas, como Madrid o el País Vasco.
 
Por ello es importante que conozcas la legalidad relacionada con tu mascota y con la Comunidad Autónoma en la que vives. Solo así podrás estar preparado para hacer frente a problemas que te pueden surgir. Y si cuentas con un completo seguro de mascotas, tus preocupaciones se reducirán muy considerablemente. Así, te podrás dedicar a lo que de verdad importa: disfrutar del tiempo con tu amigo peludo.
 
No te reserves únicamente a la cobertura de responsabilidad civil que tiene el seguro de hogar, y contrata uno específico para tu mascota. Ambos estaréis mucho mejor protegidos en el caso de que ocurra algún imprevisto.
Back to top