Skip to Content

¿Es mejor elegir pipeta o collar antiparasitario?

perro con collar antiparasitario
Cuando llega el momento de proteger a nuestra mascota frente a pulgas, garrapatas y piojos, es posible encontrar una amplia gama de productos antiparasitarios que prometen buenos resultados. Dos de los más conocidos son la pipeta y el collar, los cuales presentan una serie de ventajas e inconvenientes. Para evitar que tu perro enferme es importante llevarle al veterinario cada cierto tiempo, así evitarás, por ejemplo, problemas de parásitos.
 

¿Qué es la pipeta antiparasitaria? 

Las pipetas son un líquido antiparasitario que se utiliza para proteger a la mascota de parásitos externos. Es un método muy sencillo de aplicar, ya que se utiliza directamente por contacto sobre la piel del animal, causando un efecto inmediato que dura varias semanas frente a pulgas y garrapatas fundamentalmente.
 
Para conseguir que la pipeta actúe eficazmente es necesario que toda la piel quede cubierta con este producto, por lo que es fundamental llegar hasta la dermis y no aplicarlo únicamente sobre el pelo. Ya que se trata de una fórmula tóxica, hay que evitar durante las horas siguientes que el animal se lama cualquier zona del cuerpo. Asimismo, no se puede bañar durante los dos días siguientes. 
 
Las pipetas tienen doble efecto, repelente y curativo. Entre sus convenientes destaca el precio y su fuerte olor.  
 

¿Qué es el collar antiparasitario?

Es un tipo de collar que se coloca en el cuello de las mascotas para prevenir el ataque de los parásitos. Este elemento incorpora diferentes productos químicos que actúan como repelentes durante más tiempo que en el caso de las pipetas: entre 6 y 8 meses.  Además, los collares antiparasitarios son muy cómodos ya que únicamente hay que colocarlo de tal forma que no moleste al animal y esperar a que empiece a liberar sus principios activos. 
 
Sin embargo, no es recomendable en animales que tienen algún tipo de problema en la piel. Tampoco produce un efecto inmediato de protección frente a los parásitos.
 
Dado que la pipeta y el collar tienen cada uno sus beneficios, sería posible pensar que la opción más acertada es utilizar los dos métodos al mismo tiempo. Sin embargo, hay que tener en cuenta que estos productos contienen productos químicos, por lo que una combinación de ambos puede causar una intoxicación en el animal. 
 
Por último, no hay que olvidar que de la misma manera que se protegen a los animales de los parásitos, es recomendable contar con un seguro de mascotas para disfrutar de múltiples servicios. Uno de ellos es el consultorio telefónico, a través del cual es posible recibir información detallada sobre si es más recomendable la pipeta o el collar según las características y las necesidades del animal o cualquier otro tipo de consulta veterinaria. 
Back to top