Skip to Content

Tips para disfrutar el máximo tu viaje al Gran Cañón

Hombre con abrigo rojo y mochila sentado en la cima del gran cañón observando el paisaje
Muchos de los españoles que van de paseo a Estados Unidos tienen como uno de sus planes viajar al Gran Cañón de Colorado, que está ubicado en la costa oeste estadounidense. Es una de las atracciones naturales más importantes e imponentes de la nación norteamericana y por eso se convierte en una visita de rigor, sobre todo si se estuvo apostando un poco en Las Vegas y se desea culminar la aventura americana respirando aire fresco.
 
Lo ideal y lo que la mayoría de las agencias de viaje recomiendan para llegar al Gran Cañón es la ruta en coche desde Las Vegas, siendo ésta una excursión que pudiera durar un par de días y una experiencia familiar o con amigos muy significativa. ¿Quién duda que los viajes por carretera son un clásico de las escapadas a Estados Unidos? Cualquier peli puede darte fe de lo ideal que resultan estas aventuras en cuatro ruedas: Recorrer la Costa Oeste de EEUU en coche es una aventura en sí misma.
 
Así, si decides tomar el coche para viajar al Gran Cañón desde Las Vegas, lo primero que debes saber es que el recorrido debería iniciarse cerca de las seis de la mañana partiendo desde Las Vegas, para aprovechar el sol del día. Así, ya para 16:00 horas es probable que se encuentre en el parque nacional del Gran Cañón, luego de haber recorrido desde Williams por medio de la antigua Ruta 66, una carretera que lleva directamente hasta el destino ansiado. Este recorrido desde Reno te llevará por todo el extremo Sur del Gran Cañón.
 
Expertos turísticos y opiniones de visitantes señalan que, desde el Centro de Visitantes del Sur, se pueden apreciar los mejores parajes de esta atracción natural, es la posición más utilizada al momento de capturar fotografías del Gran Cañón.
 
Otro aspecto importante de visitar por el extremo que conduce al Centro de Visitantes del Sur, es que se pueden disfrutar de las actividades y excursiones que pueden ser tomadas en el sitio. En caso de querer conocer el extremo Norte, eso te costará un recorrido de cinco horas más y unos 345 kilómetros.
 
Recomendaciones para viajar al Gran Cañón
 
Es importante que sepas que al visitar el Gran Cañón en temporada alta debes tener previsto y reservado el hotel, ya que la ocupación es casi absoluta y se podría tener una muy mala experiencia al llegar sin habitación garantizada. Si decides ir fuera de temporada vacacional todo será mucho más fácil.
 
En el área de servicios de Tusayan existen algunos moteles para visitantes, que se encuentran tras pasar el aeropuerto del Gran Cañón. Esta zona está a escasos metros de la entrada al Parque Nacional. Williams, el poblado que nombramos anteriormente antes de tomar la Ruta 66, ofrece también opciones de hospedaje que pueden resultar más baratas y son la salida en caso de no garantizar habitación en Tusayan. El único punto negativo es que se deberá hacer un recorrido adicional de 50 minutos para llegar luego al destino final.
 
Por último, la otra alternativa de hospedaje es el hotel que se encuentra dentro del Parque Nacional Gran Cañón, eso sí, será la opción más costosa de todas. En concreto, no debes llegar a este paraje sin tener prevista la habitación donde dormirás.
 
Excursiones al Gran Cañón
 
Sin duda alguna, al viajar al Gran Cañón querrás tener una experiencia inolvidable y gratificante, esto lo lograrás con las excursiones. La más sorprendente de estas actividades es la posibilidad de sobrevolar el imponente parque en helicóptero. Esta es una actividad muy solicitada, así que al llegar sería ideal que se realice la reserva para la mañana siguiente y asegurar que haya cupo.
 
La tarde de la llegada al Gran Cañón es un momento especial, se puede ingresar aún por un par de horas al Parque Nacional y observar la puesta del sol que se va ocultando ante nuestros ojos en el extremo Sur.
 
Una buena oportunidad para conocer datos geográficos y anécdotas históricas sobre el Gran Cañón es el documental de National Geographic que se proyecta en el cine IMAX del centro de visitantes, no será complejo encontrar un turno.
 
Al hacer una excursión hasta el Este del Gran Cañón se podrá disfrutar de dos cosas: el mirador Desert View y la Torre Vigía de los indios Anasazi, en ese lugar se podrá ver en todo su esplendor la formación de esta obra de la naturaleza. Ciertamente no se trata de la Torre Vigía original sino una representación que ahora alberga una pequeña tienda de regalos y que sirve para capturar buenas fotografías.
 
Si aún sigues maravillado por el Gran Cañón y decides quedarte un par de días más, podrías tomar una excursión de senderismo que puede incluir el bajar al río y hacer un paseo en rafting.
 
Existe una guía oficial en español del Gran Cañón que puede ser descargada en PDF y puedes tenerla en el móvil, allí se incluye el mapa del extremo Sur, además de algunos datos importantes para los turistas.
 
Para viajar al Gran Cañón necesitarás al menos dos días y eso será de gran utilidad para poder tener una panorámica de este Parque Nacional, luego de conocer todo el espectáculo de la puesta del sol, el paseo en helicóptero y el recorrido hasta la zona Este puedes estar listo para volver a Las Vegas.
 
Al retornar es probable que tu llegada sea nocturna, por lo que es recomendable descansar esa noche en Reno y luego partir hasta tu siguiente destino, el regreso puede tornarse agotador. Como último consejo es ideal comentar que para viajar a Estados Unidos y visitar el Gran Cañón sería recomendable que contrates un Seguro de Viajes que te pueda cubrir durante toda tu estancia y así estar tranquilos a la hora de cualquier incidencia en tu destino.
Back to top