Skip to Content

Consejos para contratar un seguro de viaje a EEUU

Times Square en Nueva York
Antes de adentrarse en territorio americano, una de las recomendaciones más importantes es contratar un seguro de viaje a EEUU. Cuando se planea una escapada, en muy pocas ocasiones se suele pensar que pueda surgir algún problema de salud que obligue a recibir asistencia médica, aunque conviene ponerse en el peor de los casos para tener bajo control los posibles imprevistos. 
 
La sanidad en Estados Unidos es totalmente privada, por lo que acudir a una consulta médica cuesta aproximadamente 150 dólares y ser atendido de urgencias puede llegar hasta los 1.000 dólares. En algunos supuestos, se puede considerar la posibilidad de adelantar el regreso para ser atendido en España, pero en caso de sufrir un accidente o padecer una apendicitis, no queda más remedio que ser tratado en un centro médico del lugar. 
 

Elegir el mejor seguro para viajar a Estados Unidos 

Una de las principales recomendaciones a la hora de elegir un seguro de viaje a EEUU se basa en optar por una póliza que ofrezca la cobertura médica más amplia. De esta forma, en caso de sufrir una enfermedad de improvisto o un accidente durante la estancia en este país, se puede contar con la protección más completa, sin necesidad de adelantar dinero por el tratamiento recibido. 
 
Esta cobertura, además de incluir asistencia médica por enfermedad o accidente, también debe contemplar la prolongación de la estancia si fuera preciso, así como la repatriación, junto con el desplazamiento y el alojamiento de una persona acompañante. Conviene tener en cuenta que los servicios de una compañía aseguradora pueden cambiar con el tiempo, por lo que conviene tener en cuenta este aspecto en el momento de realizar la contratación. 
 
Otros consejos que se deben considerar para decantarse por un seguro de viaje a EEUU son: 
 
  • Dado que sufrir una enfermedad o un accidente durante las vacaciones es un grave contratiempo, la aseguradora debe facilitar todos los datos de contacto posible para poder recibir la asistencia precisa cuanto antes. 
  • Según la política de algunas compañías, el asegurado debe adelantar el dinero del servicio médico y solicitar el reembolso después. Éste es un factor muy importante para elegir un seguro, ya que lo más aconsejable es no tener que preocuparse por el plano económico, sino simplemente solicitar la asistencia cuando se necesite. 
  • Es fundamental que la atención al cliente sea en el idioma nativo, ya que, aunque se maneje a la perfección el inglés, siempre es más tranquilizador explicar lo que ocurre y recibir una solución en la lengua materna. 
  • La transparencia debe ser clave a la hora de contratar un seguro de viaje a Estados Unidos. Por ello, es importante que todas las cláusulas de la póliza estén bien explicadas, así como las formas de pago y la extensión de las coberturas.
 
No hay que olvidar que, aunque la asistencia sanitaria es el factor más importante, un seguro de viaje también debe cubrir otro tipo de situaciones, como la pérdida o el robo de equipaje, las demoras en la salida del avión o los casos de overbooking, el retorno anticipado por fallecimiento u hospitalización de un familiar, la gestión de entrega de efectivo en el extranjero, los gastos de cancelación del viaje o la responsabilidad civil privada, entre otras. 
Back to top