Skip to Content

Los mejores accesorios de escalada

chico practicando escalada en una montaña
Los accesorios de escalada son unos de los más específicos que existen dentro del amplio abanico de actividades deportivas. La evolución de esta práctica y el aumento de la dificultad, así como el desarrollo de nuevos materiales, han posibilitado que en la actualidad existan distintos elementos que garantizan los niveles de seguridad requeridos. De hecho, gracias a determinados complementos ha sido posible escalar en algunas zonas que parecía impensable tiempo atrás y en otras situaciones más extremas con imprevistos, llegar a salvar la vida
 
Los amantes de este deporte tienen la oportunidad de disfrutar en primera persona de entornos naturales espectaculares. Sin embargo, hoy en día no es necesario viajar de forma frecuente para practicar la escalada, ya que en muchos lugares existen rocódromos para trepar en un espacio interior que imita las montañas.
 
Si estás empezando a iniciarte en la escalada, no olvides que la compra del material es una inversión. No se recomienda escatimar en gastos cuando la seguridad está en juego, por lo que conviene optar por elementos nuevos y de calidad
 

¿Qué accesorios son básicos para escalar? 

  • Casco: al tratarse de un deporte de riesgo, el casco es un elemento indispensable. No solo protege frente a una caída o un golpe contra la montaña, sino que antes de empezar a escalar también constituye una barrera de protección ante las piedras y cualquier objeto que pueda caer. No vale cualquier casco, sino que debe ser un modelo específico para escalada que combine resistencia y ligereza. 
  • Zapatillas de escalada: es crucial tener en cuenta que no todo el calzado es apto para escalar. Es necesario invertir en unas zapatillas especiales que se denominan pies de gato, tillas o pédulas. Su aspecto es muy similar a los modelos deportivos, aunque están fabricadas de tal forma que permiten adherirse en mayor medida a las rocas y subir con más facilidad. Conviene decantarse por un calzado que se ajuste a la perfección a la horma del pie y en este caso, los de cordones son una buena opción.
  • Arneses: hay escaladores que se atreven a ascender sin ninguna protección, pero lo más aconsejable es disponer de un arnés adecuado. Este accesorio para escalar es básico para no caer al vacío en el supuesto de dar un traspiés. Es importante elegir uno que sea cómodo y que se amolde a tu talla, así como revisarlo siempre antes de iniciar una subida. Aunque aportan confianza, los arneses se deben llevar sin que supongan una molestia o un peso añadido. 
  • Cuerdas: existen multitud de modelos diferentes, aunque para elegir bien hay que asegurarse de que estén homologadas. Del mismo modo, también hay que atender a su diámetro en función de si quien practica la escalada es principiante o tiene un nivel experto porque el desgaste es mayor en el primer caso. 
  • Mosquetones: este accesorio para escalar es el encargado de asegurar la posición en todo momento. Es recomendable elegir estos utensilios con forma de anilla que incorporen seguro para evitar caídas en caso de producirse algún descuido con la sujeción de la cuerda. 
  • Magnesio: se trata de los famosos polvos blancos que los escaladores se ponen en las manos para mantenerlas secas y garantizar el agarre a las rocas. En el mercado se puede encontrar en diferentes formatos, aunque lo más práctico es el magnesio en polvo o en bloques. 
Back to top