Skip to Content

Practicar running mejora la calidad de vida

beneficios running

Los médicos, los dietistas y todos los expertos de la salud están de acuerdo en señalar que practicar running mejora la calidad de vida; pero es que además, los que ya lo practican, también certifican sus bondades y aseguran que los beneficios de este deporte se notan a corto plazo. Con estas premisas, es fácil entender que el running se haya convertido en uno de los hábitos más comunes en las sociedades modernas.

Los beneficios de correr –running- son sencillos de descubrir y en su conjunto, explican el porqué practicar running mejora la calidad de vida. Los expertos en salud apuntan tres tipos de beneficios principales de esta actividad:

  1. Beneficios físicos. 
    Practicar running aparta a las personas de la temida vida sedentaria, moverse es la mejor forma de mantener una salud integral: músculos, huesos… en perfecto estado de salud. La gran ventaja de correr es que es un deporte que puede adaptarse a cualquier condición física y estado de salud por lo que es perfecto en muchos casos y a cualquier edad.
    Para que los beneficios del running en el estado físico de una persona sean los deseados y sobre todo, en los casos en los que se padezca alguna enfermedad o patología crónica es imprescindible consultar con un médico o especialista la práctica del running y siempre adaptar el ejercicio a las características físicas personales de cada individuo.
  2. Beneficios psicológicos
    La actividad física mantiene la mente despierta, el running es ideal para controlar y evitar episodios de ansiedad y nerviosismo, los expertos confirman que se trata de una herramienta eficaz en el control del estrés.
  3. Bondades sociales. 
    La versatilidad del running lo convierte en un deporte que puede practicarse solo, pero también en equipo. El gran éxito de esta actividad ha hecho que se haya desarrollado todo un mundo de posibilidades alrededor del running: clubs, asociaciones, concentraciones, tiendas especializadas, grupos en redes sociales o carreras, por ejemplo, son algunas de las experiencias que confirman que practicar running fomenta el contacto social, facilita la sociabilización y desarrolla el sentimiento de pertenencia a un grupo, tan beneficioso para mejorar la autoestima y muchos problemas psicológicos.

Este conjunto de beneficios certifica que practicar running mejora la calidad de vida y siendo un hábito de vida saludable, uno de los más recomendados para mantenerse a salvo de enfermedades incapacitantes; no obstante, algunas de estas patologías son inevitables por su carga genética, por ejemplo, por lo que siempre resulta recomendable contar con un seguro de vida que en caso de necesidad, cubrirá de forma efectiva  y real, las consecuencias de una discapacidad sobrevenida o incapacidad grave.

Back to top