Skip to Content

¿Cómo se cambia la rueda de una bicicleta?

técnico reparando una bicicleta

Quienes practiquen ciclismo con cierta asiduidad, tarde o temprano, en algún momento tendrán que enfrentarse a la tarea de cambiar la rueda de su bicicleta. Simplemente hay que disponer de una serie de herramientas y seguir unos pasos para, ya sea en plena ruta o en casa, tener la bici siempre a punto.

Para poder realizar el cambio de neumático con total comodidad es recomendable disponer de unos desmontables que nos serán de gran utilidad para extraer y fijar la cámara. Antes de ponernos manos a la obra, lógicamente también necesitaremos una cámara nueva para sustituir la antigua. 

Pasos para cambiar la rueda de una bicicleta

  • El primer paso consiste en sacar la rueda del eje. Para ello hay que abrir el cierre y aflojar las tuercas que sujetan la llanta. Si se trata de la rueda trasera, el mecanismo es el mismo aunque hay que tener cuidado con la cadena, procurando que esté colocada en el piñón pequeño y en el plato pequeño o mediano. Además, no hay que olvidar abrir el freno para poder extraer las ruedas sin problema. 
  • Utilizando los desmontables se quita la cubierta. Lo más recomendable es colocar dos desmontables en el radio a una distancia de 5 centímetros aproximadamente y utilizar un tercero para extraer la cámara deslizándolo a lo largo de todo el diámetro.  
  • Es importante inflar un poco la cámara nueva antes de colocarla, ya que de esta forma será más sencillo realizar la instalación.
  • No olvides revisar la cubierta por si hubiera algún elemento extraño que pueda dañar la cámara o la propia cubierta.
  • A la hora de colocar la nueva cámara, se debe hacer fijando primero la válvula. Una vez que la hemos colocado en la parte de arriba, se comienza a introducir la cámara desde ese punto hacia abajo.
  • Si al llegar a la parte final, la cámara presenta más resistencia, conviene girar la rueda a la posición que nos resulte más cómoda e incluso utilizar un desmontable.
  • Recuerda que es fundamental no pellizcar la cámara para no causar ningún daño a la misma incluso antes de que comience a funcionar.
  • Una vez que se ha colocado la nueva cámara y que todo queda perfectamente ajustado, el último paso consiste en inflar el neumático.
  • La rueda se vuelve a colocar en su eje realizando la acción inversa que al principio. En este punto es fundamental revisar que ha quedado perfectamente ajustada en los dos topes de la horquilla. 

Como vemos, cambiar la rueda de una bicicleta no es una tarea demasiado complicada. Simplemente se necesita algo de maña y ser algo cuidadoso para comprobar que el neumático ha quedado perfectamente fijado. No obstante, siempre podemos recurrir a las tiendas especializadas en bicis para que realicen esta tarea por nosotros. Asimismo, si contamos con un seguro para bicicletas, lo más habitual es que entre sus coberturas se incluya un servicio de daños a la bicicleta por accidente.

Back to top