Skip to Content

¿Es obligatorio contratar un seguro de hogar?

Aquellas personas que tienen una hipoteca o van a adquirir una casa mediante esta fórmula deben saber que, como norma general, la normativa referente al mercado de hipotecas señala que no es obligatorio contratar un seguro del hogar al suscribir un préstamo con garantía hipotecaria. Es importante que lo tengamos en cuenta pues, pese a que el banco lo ofrezca, hemos de saber que existe la opción de no acceder a la contratación del seguro. Cosa distinta es la obligatoriedad de que adquiramos un seguro que proteja frente a incendios

En referencia a esto, la reforma de la ley del mercado hipotecario exige que exista un seguro que cubra los daños que puedan ocasionarse en el inmueble, teniendo en cuenta que el valor de la tasación y la suma asegurada deben coincidir, excluyendo el valor de los bienes que no son asegurables por naturaleza. Esta obligación es aplicable a títulos hipotecarios emitidos en conformidad con la normativa del mercado hipotecario. Por lo que el seguro de incendio sí que es obligatorio para aquellas hipotecas cuyo titular es el banco. 

Del mismo modo, aquellas personas que tienen la casa pagada tampoco tienen la obligación de contratar ningún tipo de seguro del hogar. Pese a esto, es algo recomendable, especialmente en referencia a la responsabilidad civil frente a terceros. Los motivos son varios, ya que puede, en algún momento, ocasionarse en casa alguna acción que provoque daños en otros pisos, teniendo en cuenta que el límite de responsabilidad está marcado por la póliza y cobertura del propio seguro. 

Algo importante también es que, tomada la decisión de contratar un seguro de hogar, éste no tiene por qué ser contratado a través de la entidad financiera. Por lo que se puede optar por cualquier aseguradora que se quiera para la prestación de este tipo de servicios. En caso de que se intente denegar por parte de la entidad financiera la hipoteca, por no contratar el seguro; hemos de recordar que existe el derecho a denunciar este tipo de práctica y no acceder a la contratación de ningún seguro adicional. 

En definitiva, no tenemos la obligación de contratar ningún tipo de seguro del hogar. Queda por tanto, a nuestra elección, el hecho de contratar o no un seguro. Además de esto, la entidad financiera no puede obligar a dicha contratación, a excepción de lo explicado anteriormente.

Back to top