Skip to Content

Requisitos para conseguir una licencia de drones

chico con gafas de sol y gorra manejando un dron
Desde hace algunos años, los drones han ganado en popularidad, sobre todo a nivel particular por parte de muchos usuarios aficionados a este tipo de pequeñas aeronaves. Aunque el ocio es el ámbito que más impera en el manejo de estos aparatos, también encontramos un sector que los utilizan para fines profesionales, sobre todo para grabar imágenes desde las alturas. 
 
En España, para pilotar un dron de forma legal sin ninguna intención comercial, sino simplemente para su disfrute, no es necesario disponer de un permiso. Sin embargo, el hecho de que no sea obligatorio tener una licencia de drones en este caso no significa que se pueda manejar de cualquier manera. Todos los usuarios particulares deben cumplir algunas normas de seguridad al hacer volar su dron de acuerdo con las especificaciones de la Agencia Estatal de Seguridad Aérea (AESA): 
 
  • La altura máxima que puede alcanzar un dron es de 120 metros. 
  • En ningún caso este tipo de aparatos se puede distanciar de la persona que lo controla en más de 500 metros. 
  • Está prohibido el uso de drones sobre ciudades o cualquier espacio donde haya gente, como por ejemplo parques, campos de fútbol, manifestaciones, conciertos, etc. 
  • Es preferible usar un dron de día cuando las condiciones de visibilidad sean las más adecuadas. 
  • Es obligatorio respetar una distancia mínima de 8 kilómetros desde un aeropuerto o cualquier otra zona por donde pasen otras aeronaves a baja altura. 
  • Sólo se puede volar un dron en aquellas zonas adecuadas, como un espacio de vuelo de aeromodelismo o un lugar despoblado. 
  • En el caso de que se produzca algún daño, la responsabilidad recae sobre la persona que controla el aparato. 
 

¿Cómo se consigue una licencia de drones? 

Como hemos comentado, la licencia de drones sólo es obligatoria para un uso profesional. Quienes cuenten con cualquier permiso de piloto pueden manejar un dron con este cometido, aunque fuera de este caso es preciso obtener un certificado específico que habilita a una persona para ser operador de vuelo de drones. 
 
La Licencia de Piloto de Drones sólo se puede emitir en las escuelas oficiales de formación aeronáutica (ATO). Para conseguirla es preciso realizar un curso teórico en el que se aprenden las nociones básicas del sector aeronáutico y un examen tipo test sobre los conocimientos impartidos. Además, también es necesario superar un chequeo médico y obtener un carnet práctico del modelo de dron en concreto que se vaya a manejar. Esto implica que la licencia solo habilita para pilotar el dron con el que se ha realizado la prueba práctica. 
 
Una vez obtenida la licencia de drones, se debe identificar el dron que se vaya a volar ofreciendo la matriculación de la aeronave y los datos del propietario y del piloto. Del mismo modo, todos los drones que se utilicen para uso profesional deben contar con un seguro para drones y una placa donde se refleje el nombre del operador, la dirección y una forma de contacto. 
 
Otro requisito para hacer volar un dron con fines comerciales hace referencia a la necesidad de registrarse como empresa o autónomo ante AESA. Posteriormente, este organismo se encargará de hacer las inspecciones pertinentes de forma regular. 
 
A grandes rasgos, el precio de una licencia de drones puede oscilar entre 600 y 2.000 euros, lo que dependerá de la escuela donde se realicen los exámenes. Asimismo, no hay que olvidar que la multa por realizar un uso indebido de estas aeronaves puede llegar hasta los 225.000 euros. 
Back to top