Skip to Content

Reformas en una casa, ¿qué garantías tienen?

fontanero colocando un tubo en una pared
Para mantener un hogar en perfecto estado en algún momento es preciso realizar obras para modificar o renovar alguna parte. Dado que se trata de un servicio, en muchas ocasiones surgen dudas sobre si el cliente tiene derecho a disfrutar de una garantía después de finalizadas las tareas de reforma en casa. Entre los principales motivos para reclamar se encuentran por ejemplo un trabajo mal terminado o algún defecto que surja posteriormente. 
 
Hay que tener en cuenta que al realizar una reforma no sólo hay que considerar el resultado final, sino que también entran en juego el estado previo de la vivienda u otros daños que puedan influir de forma indirecta. Por este motivo, a la hora de exigir la garantía después de haber realizado una reforma en casa es probable que surjan algunas discrepancias entre el profesional y el usuario. 
 

¿Qué dice la ley respecto de la garantía de las reformas de una casa? 

Aunque este plazo debe estar reflejado en la factura que emita la empresa, en el caso de haber instalado alguna pieza o material, si fuera nuevo, la garantía será de dos años y si son de segunda mano, el tiempo se reduce a un año. En este último supuesto, el cliente siempre debe estar informado y dar su consentimiento sobre el hecho de que se van a emplear elementos usados en la reforma de la casa
 
No obstante, son diferentes las normas que recogen las garantías de las que se puede beneficiar alguien que haya realizado una obra de mejora en su vivienda. De esta forma, el Código Civil fija un periodo de 10 años durante los cuales el profesional debe responder de los desperfectos que surjan como consecuencia de la construcción e incluso 15 años si no se han cumplido con las especificaciones establecidas en el proyecto o en el presupuesto. 
 
Por su parte, la Ley General para la Defensa de los Consumidores dispone que el plazo de garantía en la prestación de estos servicios debe ser de 6 meses. Asimismo, la Ley de Ordenación de la Edificación distingue varios periodos en función de cada caso: 10 años para responder ante los daños materiales originados por aquellos defectos que influyan de forma directa en la resistencia mecánica y la estabilidad del inmueble, 3 años si los daños son provocados por defectos de las instalaciones y elementos constructivos que den lugar a condiciones de inhabitabilidad y un año si aparecen daños como consecuencia de algún defecto en la pintura, el alicatado o el revestimiento. 
 

¿Cómo reclamar la garantía de una reforma en casa? 

Siempre que se realice una renovación en una vivienda es fundamental solicitar un presupuesto donde se marquen los puntos que guiarán la obra y del mismo modo, una vez ejecutada también es necesario solicitar la factura por parte de la empresa que ha realizado el trabajo. Con estos dos documentos se podrá exigir posteriormente la garantía en caso de que aparezca algún desperfecto. 
 
En la factura deben aparecer todos los datos básicos para que sirva como reclamación, entre los que se encuentran el CIF de la empresa, su domicilio, el detalle de todos los trabajos realizados, la fecha de emisión, el precio neto y la firma de la compañía. Si en la factura ni tampoco en el presupuesto se especifica el periodo de garantía, será necesario atender a las leyes que hemos comentado antes. 
 
Además de conocer esta información, también es aconsejable contar con un seguro de hogar que proteja tu casa de cualquier imprevisto.
Back to top