Skip to Content

Beneficios de los edulcorantes

beneficios edulcorantes

Sustituir el azúcar por edulcorante suele ser una de las primeras recomendaciones médicas que reciben las personas que necesitan o quieren controlar su peso. Sin embargo, los beneficios de los edulcorantes para la salud no se limitan sólo al grupo de población con obesidad o problemas de sobrepeso, sino que se extienden a  la mayor parte de las personas y a las que padecen patologías, como la diabetes, de forma particular.

Los beneficios de los edulcorantes para la salud se dan por tanto:

    1.- En el caso de las personas que quieren o necesitan adelgazar.

Los beneficios de los edulcorantes para controlar la ingesta de calorías están comprobados. Los edulcorantes con menor aportación de calorías, consiguen el mismo sabor dulce que se persigue al añadir azúcar.

Los edulcorantes artificiales colaboran de forma efectiva en el control de peso y coadyuvan en el seguimiento de una dieta de adelgazamiento. 

    2.- En el caso de la población general, con buen estado de salud.

El azúcar en sangre es la fuente de energía principal del ser humano, por lo tanto, es necesario que esté presente en la alimentación, pero siempre en su justa medida. Niveles por encima o por debajo, de lo considerado como normal, ocasiona serios problemas de salud.

Los médicos especialistas coinciden en señalar que el aporte de azúcar en las dietas actuales es muy superior a la necesaria en casi todos los casos, por lo que el uso de edulcorantes y de productos endulzados con este tipo de sustancias, los denominados productos light, es lo más recomendable.

El consejo médico, por tanto, es apostar por los edulcorantes siempre en su justa medida para disfrutar de sus beneficios saludables.

    3.- En el caso de las personas con diabetes o enfermedades similares.

Los enfermos crónicos de diabetes no metabolizan correctamente el azúcar, por lo general, se benefician del uso habitual de edulcorantes en lugar de azúcar para no renunciar el sabor dulce.

Los beneficios de los edulcorantes para la salud, por tanto, son generalizados. No obstante, lo ideal es controlar con un examen específico en sangre que el nivel es el correcto y realizar de forma periódica esta prueba dentro los chequeos de salud incluidos en los principales seguros de salud.

Back to top