Skip to Content

Qué deportes de riesgo cubre el seguro de aventura

dos personas practicando kite surf
La mejor protección para los más aventureros tiene una denominación clara: seguro de viaje de aventura MAPFRE. Quienes aprovechan cualquier oportunidad para practicar un deporte algo más arriesgado que los habituales, no se exponen a correr riesgos innecesarios y por ello, siempre cuentan con las garantías y la seguridad que brindan este tipo de pólizas específicas de viaje. 
 
Dentro de esta protección no solo se incluye la práctica de deportes de aventura, sino también aquellos otros que se consideran de riesgo. Así, el asegurado puede estar tranquilo cuando practica alguna de estas actividades: buceo, montañismo, paracaidismo, puenting, escalada, equitación, senderismo, espeleología, barranquismo, piragüismo, parapente, descenso en tirolina, surf, alpinismo, rafting, kayak, natación en aguas abiertas, descenso en ciclismo de montaña, kite surf, esquí naútico, etc. 
 

Coberturas del seguro de viaje de aventura MAPFRE 

La protección que ofrece este seguro para deportes de riesgo aplica en cualquier parte del mundo en la que se encuentre el asegurado. Además, las coberturas se pueden contratar para una sola persona, así como para un grupo. Sin duda, es una de las pólizas más completas para estar cubierto ante cualquier incidente o adversidad que pueda surgir durante la práctica de la actividad. 
 
Entre las coberturas obligatorias del seguro de viaje de aventura MAPFRE se encuentran: 
 
  • Rescate: la principal ventaja de esta póliza es su servicio de rescate, donde están incluidos todos los gastos que se deriven del propio trabajo de emergencia. 
  • Asistencia a personas: esta cobertura contempla asistencia médica, repatriación o prolongación de la estancia por enfermedad, accidente o fallecimiento del asegurado desplazado. Asimismo, el deportista o su familia no tendrán que hacerse cargo de los gastos de desplazamientos, alojamientos o repatriaciones de las personas que acompañen al titular, ya que quedan cubiertos por el seguro. 
  • Equipajes: como en cualquier otro seguro de viaje, la indemnización por pérdida definitiva, extravío, destrucción o retraso en la entrega de las maletas o bultos facturados en un vuelo también se contempla en esta póliza. Junto a ello, la aseguradora se encarga de la localización y envío de los efectos personales al lugar que indique el asegurado. 
  • Demora del viaje: este es uno de los contratiempos que ocurren con una mayor frecuencia, por lo que este seguro para deportes de riesgo ofrece una indemnización por retraso en la salida del avión, así como por overbooking. 
 
Aparte de estas garantías, también se pueden suscribir otras de forma opcional, como es el caso de los gastos de cancelación. A través de esta cobertura, se puede recibir el reembolso de las pérdidas que implica la anulación de un viaje contratado. 
 

Diferencia entre deportes de riesgo y de aventura 

Como hemos comentado antes, el seguro para deportes de aventura de MAPFRE protege tanto en caso de practicar deportes de aventura como otros más extremos. En este sentido es interesante comentar las diferencias que existen entre unos y otros, ya que habitualmente se suele utilizar un término u otro de forma indistinta para hacer referencia a todas las actividades deportivas que resultan más novedosas. 
 
Se consideran deportes de aventura aquellos que se suelen desarrollar en entornos naturales, para los cuales hay que poner en práctica la destreza física y/o psicológica, siempre en un contexto más o menos controlado. 
 
Sin embargo, los deportes de riesgo o extremos, aunque también tienen lugar al aire libre, se caracterizan sobre todo porque el nivel de riesgo es mayor. En este último caso, el peligro y la adrenalina van unidos de forma irremediable a la actividad y, por lo tanto, el grado de incertidumbre es superior.
Back to top